El campo que nos alimenta, camino al Primer Foro Agrario Nacional

Con el disgusto por los precios en la verdulería o la carnicería; cuando un informe en la tele alerta sobre venenos en la comida o la explosión de obesidad infantil; siempre hay un momento donde se rompe la ficción de que la población urbana no tiene nada que ver con el campo. A quienes vivimos rodeadxs de cemento el morfi nos conecta irremediablemente con el trabajo de esxs miles que cada día se levantan muy temprano y se ensucian las manos para producir lo que nos llena la panza; y por lo tanto lo que sucede campo adentro también nos impacta.

Atrás de las noticias de “cosechas récord” y “dólares de la soja” que pasan lejos los bolsillos humildes, hay otro campo que produce alimentos para el pueblo, y que al ritmo del desguace de políticas públicas la viene pasando mal. Por eso, mientras los datos preliminares del Censo Nacional Agropecuario 2018 muestran la pérdida de 100.000 explotaciones agropecuarias desde el 2002 y mayor concentración de la tierra, organizaciones campesinas de todo el país se vienen reuniendo desde principio de año para lanzar el Primer Foro por un Programa Agrario Nacional.

Las manos de Guillermo G, productor agroecológico del Pereyra Iraola

Hoy…

Para Shelmo Sánchez del Movimiento Campesino de Córdoba, integrante del MNCI-VC, “Los datos del censo muestran un campo dirigido mayoritariamente a la producción de bienes exportables, mercancías, commodities, donde los recursos que posibilitarían producir alimentos para el pueblo están siendo utilizados para la producción de bienes que terminan acumulando cada vez mayores ganancias en pocas manos. En el campo, que juega un lugar tan importante económicamente, esa concentración se nota como en ninguna otra dimensión de la sociedad. También muestra la destrucción de pequeñas y medianas producciones, que en definitiva son también horizontes de vida que se van destruyendo a partir de esa enorme concentración vinculada a la extranjerización de los procesos productivos.”

Salvador Torres del Movimiento Agrario de Misiones (MAM): “Hoy las familias se están yendo del campo porque hay un modelo productivo que expulsa a los productores, que no les da posibilidades concretas de sostenerse y reproducirse socialmente adonde están, y terminan vendiendo sus tierras o abandonando sus lugares. Entonces hay que ir a un nuevo modelo productivo donde no sea el mercado el que regule todas las cuestiones.”

Nahuel Levaggi de la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT) dice “lo que estamos construyendo es el foro por un programa popular agropecuario que se va a desarrollar el 7 y 8 de mayo en el microestadio de Ferrocarril Oeste. El objetivo es construir un programa agropecuario desde este espacio amplio de las organizaciones campesinas, pueblos originarios, sectores de trabajadores, académicos, organizaciones de productores medios… osea todo el sector que entendemos que la Soberanía Alimentaria y el acceso a la tierra tiene que ser el norte. Delinear trazos gruesos y propuestas concretas, no solamente reivindicaciones de los sectores, sino un programa integral. Nos desafiamos a construir juntos qué tenemos que hacer con la soja, con las retenciones, con las divisas, con los puertos de Rosario, con la investigación, con la genética, etc.”

Reunión de organizaciones campesinas, originarias y de productores medios en camino al Foro

Construir propuestas de políticas públicas

En los encuentros de estos meses se abordaron desde la forma más general del Foro hasta lo operativo. A partir de tres ejes generales como son “Soberanía Alimentaria”, “Territorio” y “Modelo Productivo”, se planifican comisiones de trabajo para hacer propuestas concretas de políticas públicas en temas como comercio exterior, educación, ciencia y técnica, mercado interno, comercialización directa y cadenas cortas, relaciones de género, rol del Estado, salud, semillas, tierra y bienes comunes, trabajo rural, agua, carnes, cereales y oleaginosas, juventud, horticultura, lechería, logística, mar y pesca…

 

Shelmo del MCC-MNCI, “El mundo agrario popular tiene una diversidad muy grande, tanto la expresión organizada como las producciones. Las formas y las lógicas en que se llevan adelante la producción y distribución de bienes son muy ricas y muchas veces es difícil poder unificarlas o poder encontrar los puntos en común. Entonces el gran desafío que se viene construyendo es lograr esa unidad”.

Lautaro Leveratto del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE Rural – CTEP): “Nosotros vamos a hacer una discusión integral porque discutir aisladamente por sectores nos lleva a un análisis equivocado. Discutir un programa agropecuario para la Argentina incluye desde la horticultura, con pequeñas explotaciones de una o dos hectáreas, hasta qué hacemos con la ganadería y qué hacemos con la producción de cereales y oleaginosas; lo mismo qué pasa con el capital financiero y las políticas financieras en el sector”.

Salvador del MAM “después de más de tres años de un gobierno neoliberal, donde fue muy fuerte la arremetida que marcó a todos los sectores, la destrucción de los entes estatales… es momento de que las organizaciones retomen la iniciativa. Tiene que haber un sistema que principalmente apunte a la agroecología, a mantener los sistemas ambientales, los sistemas productivos, que respete el cuidado del agua y la tierra; con mercados de proximidad manejados por el propio productor y generando esa relación tan necesaria de los sectores de la cuidad con los sectores del campo”.

Para el formoseño Benigno López del Frente Nacional Campesino (FNC): “La lista de temas es amplísima… tierra, agua, cambio climático, género, arraigo rural… todo lo que haga al desarrollo rural sustentable, semillas, toda la cuestión genética, infraestructura predial… Generar propuestas que se puedan convertir en políticas públicas, para dialogar con todos los sectores y generar consensos con la población.”

Nahuel de UTT, “Obviamente es un programa que vamos a empezar a construir, que tenemos que presentarlo a todo el espectro político de la sociedad, y entender que esas consignas y esas propuestas se pueden ir construyendo pero que sobre todo es la movilización y la presión popular lo que va a garantizar que esto se desarrolle.”

Nahuel Levaggi de la Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT)

Las expectativas

Lógicamente semejante apuesta llena de expectativas al conjunto de lxs trabajadorxs de la tierra, pero ¿Cómo lo vivimos quienes nos dedicamos a otras cosas pero necesitamos alimentamos cada día?

Lo que le pasa al campo que produce alimentos nos pasa a todxs. Sin una sólida alianza de quienes vivimos en pueblos y ciudades con las organizaciones campesinas, originarias, de productores chicos y medianos, es imposible que construyamos la soberanía alimentaria de nuestro pueblo.

El Foro abre la posibilidad de andar un camino que le garantice a millones el acceso a alimentos sanos a precios justos; que quienes los producen puedan acceder a la tierra, y tener condiciones de vida y trabajo dignas; que las desigualdades que llenan de violencia nuestra sociedad puedan ser abordadas con seriedad y desterradas; que podamos recomponer y cuidar el ambiente del que formamos parte.

Shelmo Sánchez del Movimiento Campesino de Córdoba (MCC) integrante del Movimiento Nacional Campesino Indígena (MNCI-VC)

Shelmo del MCC-MNCI, “La expectativa de todos es que un programa permita al resto de la sociedad entender la importancia que tienen las familias productoras y las producciones de la agricultura familiar campesina e indígena para el sostenimiento de una soberanía alimentaria. La importancia que tiene para pensar un proyecto de país distinto con autonomía como pueblo a la hora de definir qué producimos, qué consumimos y cómo accedemos a esas producciones y consumos.”

Salvador del MAM, “Debemos construir la mejor propuesta que tengamos en conjunto, pero que sea una propuesta acompañada con acciones, con mucha presencia de los compañeros en las calles, en las plazas, para fortalecer de cara al resto de la sociedad… hay ejemplos de esto y yo creo que tracciona muchísimo la experiencia de UTT con los verdurazos y los feriazos, mostrando a la sociedad la cara y las manos del productor, como un laburante, como un productor de alimentos que se levanta todas las mañanas para producir alimentos para la gente de la ciudad”.

Benigno del FNC, “Hay que empujarlo, hacerle el aguante y pelearlo… los pobres tenemos la posibilidad de juntarnos, de hacer un poco de lio para ver si podemos incidir… La clase política es pragmática, ven si pueden sacar ventaja y lo hacen… y nosotros tenemos que ser un poquito más inteligentes también; por eso tenemos que apuntar a la articulación entre las organizaciones y a todos aquellos sectores que estamos luchando por la soberanía alimentaria”.

producción agroecológica del Parque Pereyra Iraola

Mientras corremos atrás del mango cada día y vemos como se nos complica llegar a fin de mes, nuestro país se prepara para el debate electoral donde se va a decidir un rumbo para los próximos 4 años. ¿Qué lugar tiene la soberanía alimentaria ahí?

Shelmo del MCC-MNCI, “En términos políticos esperamos que la clase política incorpore en su agenda algo que históricamente ha sido rechazado, negado, invisibilizado que es el lugar que ocupan las producciones familiares, campesinas y populares como puntos que posibilitan un desarrollo distinto en nuestro país”.

Lautaro del MTE Rural, “Estamos proponiendo un foro para discutir las políticas públicas que necesita nuestro país para que ocurra todo lo contrario a lo que refleja el censo agropecuario 2018; que se genere arraigo en los territorios, que florezcan las economías regionales, que haya un programa nacional de acceso a la tierra para los pequeños agricultores, etc. Es muy importante y es histórico.”

Nahuel de UTT, “El objetivo es cerrar el foro invitando a todos los espacios políticos para entregarles los trazos gruesos de las propuestas del programa, y así revertir un poco lo que está pasando y muestra el censo agropecuario. Para eso entendemos que el deber, además de las luchas reivindicativas que tenemos cada uno de los sectores y organizaciones, es pensar el país en su conjunto para garantizar alimentos sanos para el pueblo, un campo con gente, y trabajo digno y tierra para todos los campesinos y pequeños productores.”

 

Formosa, Misiones, Buenos Aires, Córdoba – abril de 2019

http://foroagrario.org/

productora agroecológica del Parque Pereyra Iraola
27F – Verdurazo de la UTT en Plaza de Mayo

También te podría interesar

“Llevamos 15 años de lucha por la defensa del medio ambiente, de los alimentos sanos, de las semillas criollas”. Productores Independientes de Puerto Piray (PIP – UTT Misiones)

Agroecología: “Se puede producir mucho más eficientemente que con la agricultura industrial” – Damián Ferranti

“Discutir el modelo de campo es discutir el modelo de país” – Nahuel Levaggi (UTT)

Recuperar territorio: recuperar el derecho a ser. El caso de la Comunidad Mapuche-Tehuelche Newen Tuaiñ Inchin

1 thought on “El campo que nos alimenta, camino al Primer Foro Agrario Nacional”

  1. Nos dedicamos hace 38 años a comercializar productos nobles para la tierra, para quien los produce y para quien los consume. Queremos sumar productos y saberes. Estamos el Álvarez Jonte 136 – Ramos Mejía. Teléfono: 011 4469 1372 . Visitennos. Los esperamos

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *